Consejos para padres que se están divorciando

A continuación te presentamos algunos consejos para esos momentos complicados que afrontan las parejas que se encuentran en proceso de separación o divorcio cuando hay niños por medio. Es un periodo muy estresante para todos y en el que se entremezclan sentimientos, cambios, miedos, y se hace más complicado tener la mente lo suficientemente despejada para pensar en lo mejor para los hijos en cada momento.

 

¿Cuándo es mejor informar a los niños?

Desde el primer momento en que los padres tienen claro que se van a separar, es conveniente que se les informe a los hijos. No es necesario esperar a que se firmen ‘papeles’ o se haga de forma legal. En el momento que se sepa y se tenga claro, se les puede informar. Además de esta manera el cambio será menos brusco que si se les informa el mismo día en que cada padre está en un hogar distinto.

proceso-separacion

Matrimonio en proceso de separación. Fuente de la imagen: psicologiabenessere.it

 

¿Quién debe informar de que los padres se van a separar?

El momento de comunicar a los hijos que los padres se separan es mejor hacerlo los dos juntos y por supuesto deben ser los padres los que lo comuniquen. Aunque parezca algo obvio, muchos padres piensan que es mejor hacerlo o bien de forma separada o que sea un profesional quien lo explique y la respuesta es un NO rotundo.

 

¿Qué aspectos se deben tener en cuenta?

– No utilizar jamás a los niños ni para sacar información, ni malmeter contra el padre/madre, ni utilizarlos de ‘recaderos’.Recuérdale a tu padre que…’, ‘Dile a tu madre que…’ ‘Tu padre es que es muy…’, ‘Seguro que tu madre te ha dicho…’. Aunque pueda parecer ‘descabellado’ algunos padres aprovechan para sacar información del otro. Esto ni es necesario ni es sano para nadie.

Sí es necesario explicar de forma simple y clara qué ha pasado y qué va a pasar a partir de ahora. Sin dramatizar en ningún caso y sin dar explicaciones muy detalladas o que puedan hacer daño. Adaptar el lenguaje a la edad del niño.

– Explicar que la nueva situación será diferente. Ni mejor, ni peor. Simplemente diferente. Recalcar la importancia de que ambos padres siempre serán sus padres aunque estén viviendo separados. Y que siempre les querrán…

anillos-rotos-divorcio

Anillos rotos. Fuente de la imagen: novaley.es

– Tener en cuenta que en las separaciones y divorcios a veces los niños se siente culpables. Es por ello por lo que hay que estar atentos para que en caso de periodos largos y continuados de malestar, estemos alerta para ayudarles. Recalcarles que ellos no son culpables de nada.

– A pesar de que ya estén separados y ya se haya explicado la situación al niño, no hay que discutir delante de ellos. Esto se debe evitar lo máximo posible.

– Mantener en ambas casas los hábitos adquiridos (alimentación, sueño, estudios, etc).

– Intentar normalizar la situación. Si los padres normalizan, no dramatizan los problemas, etc., más fácil será de asimilar para todos. Seguro que alguien de su colegio está pasando por la misma situación.

– Cuando haya una nueva pareja, no precipitar la convivencia. No forzar a los hijos a querer y a aceptar a la primera de cambio a las nuevas parejas. Todo este proceso requiere un tiempo de asimilación y aceptación.

Mostrar la parte positiva del divorcio: menos discusiones, seguir viendo a familiares y amigos que antes veía (no dejar de hacer actividades con otras personas con las que disfrutaba el niño, en la medida de lo posible).

Y recuerda, un divorcio no implica de forma automática un trauma para un niño. Lo realmente importante no es el divorcio en sí o seguir conviviendo por los hijos. Lo realmente importante es cómo se le hace frente a la decisión que se tome.

 

Escribe aquí tu comentario

Loading Facebook Comments ...

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *